En 1964, Juan domingo Perón había partido de España y en una escala técnica en Brasil fue obligado por las autoridades locales a retornar a su origen en Europa sin poder seguir su viaje a Argentina.